En las licenciaturas no se prepara a los contadores públicos y a los abogados para que sean auténticos ASESORES FISCALES, expertos en la protección, defensa y conservación del patrimonio, propiedades, negocios, dinero y libertad de los contribuyentes, y en las maestrías y doctorados en derecho fiscal tampoco.

La materia fiscal está reglamentada fundamentalmente en el Código Fiscal de la Federación (CFF), el cual consigna las graves consecuencias legales previstas para los contribuyentes que incumplen con sus obligaciones fiscales, entre las cuales encontramos la pérdida de su patrimonio, propiedades, negocios, dinero y libertad.

Por tanto, un auténtico ASESOR FISCAL es el contador público o el abogado fiscalista, experto en toda la materia fiscal y conocedor del contenido total del CFF, capacitado por ello para proteger, defender y conservar con eficacia el patrimonio, propiedades, negocios, dinero y libertad de los contribuyentes.

Tú, contador público o abogado fiscalista, con tu esfuerzo, dedicación, estudio, entrega, constancia, perseverancia, creatividad y pasión, al igual que la oruga se transforma en una hermosa mariposa, exactamente igual puedes transformarte en un auténtico ASESOR FISCAL, aclarándote que nadie puede hacer ese trabajo por ti, sólo tú.

Este libro pretende colaborar contigo en dicha transformación.

Adquiérelos ya en las librerías: